Organización Nacional de Bufetes Colectivos

webmaster@onbc.cu

Responsabilidad social como estrategia de competitividad. Necesidad en el sector no estatal.  


 Mariela León Valdés
359 visitas

La idea de que los individuos tengan responsabilidad social se remonta a la antigüedad, sigue vigente y no debe estar ajeno en las formas de gestión no estatal que han ganado importancia en el plano económico y social, el cual debe hacer actividad económica con responsabilidad, no sólo para el éxito del negocio y su propio bienestar, sino para el progreso y el bienestar de la sociedad en general.

¿Qué significa ser socialmente responsable?

Responsabilidad social: es carga , compromiso u obligación que los miembros de una sociedad tienen entre si y para la sociedad en su conjunto;  pero no es solamente cumplir plenamente las obligaciones jurídicas, es ir más allá, es marcar el punto de partida incluyendo en todas las estrategias de gestión económica practicas correctas de aprendizaje permanente, organización del trabajo, igualdad de oportunidades, inclusión social y desarrollo sostenible (utilización racional de los recursos y uso eficiente de las tecnologías).

¿Cómo estrategia de Competitividad?  

Es un factor determinante para el éxito de cualquier empresa que se acometa y debe entenderse como la capacidad para lograr, sostener y mejorar los objetivos que pretendan lograr, remitiéndose a factores que la hacen más productiva, tales como, el saber, saber hacer y saber ser, todos conjugados incrementan eficacia y eficiencia, logran que se les dé un uso más apropiado a los recursos, maximizando así sus beneficios y satisfaciendo a su vez las necesidades y expectativas.

Algunas cuestiones a tener presente:

  1. la dimensión técnica, cuantitativa y operativa para progresar
  2. el carácter esencialmente humano como requisito indispensable y factor determinante dentro del ámbito organizacional
  3. la ética y la práctica de valores, de principios, de credibilidad, confianza, respeto y autoridad, que permiten al ser humano orientar su actuación hacia el bien de forma personal y también colectiva.

Ahora bien, la legitimidad que obtendrán a través de sus acciones socialmente responsables les llevará a ser mejor aceptadas por los diferentes agentes sociales, y eso incidirá positivamente en su competitividad; más, sería una quimera esperar que se mantuviese un comportamiento socialmente responsable perfecto;  no nos engañemos pensando que un comportamiento así es el remedio para todos los problemas, ni que ello conduce cien por ciento al crecimiento y la prosperidad;  o que con una asesoría jurídica correcta, ofrecida por los abogados de Bufetes Colectivos sobre la necesidad de la responsabilidad social de las empresas, con mayor transparencia en el ámbito medioambiental, en sus decisiones de inversión mediante el intercambio de experiencia y prácticas correctas, encontraremos la protección o equilibrio adecuado; no, no nos timemos, eso no es la medicina perfecta, pero si la pócima adecuada,  la mejor opción, porque la posición contraria puede acarrear serios problemas, tanto internos como externos.

Por ello se recomienda:

  • mayor cultura de responsabilidad social para que lo tangible se sume a lo intangible;
  • un asesoramiento jurídico sistemático para elevar los conocimientos, capacidades y competencias adecuadas para la gestión responsable que permita abrirse paso a todos los mercados, incluidos los emergentes;
  • mantener la ética y la transparencia desde dentro y hacia fuera para la mitigación de los riesgos y protección del crédito y la imagen.

Ventajas que ofrece

  1. Nunca será un gasto.
  2. Fidelidad en la clientela
  3. Mejora en las relaciones contractuales
  4. Credibilidad - reputación

Lic. Mariela León Valdés Abogada P. Río, Graduada Licenciada en Derecho Universidad de la Habana 1991, Especialista en Derecho Civil, Patrimonial y de Familia 2007.Trabaja las materias vinculadas a las personas jurídicas (económico, laboral, administrativo). 25 años de experiencia en ONBC. Juez profesional Tribunal Municipal Popular P. Río 1991-1994.

 


Compartir: